Retroceso notable de la Gripe A H1N1


Durante la última reunión de La Comisión Pública y Privada de Monitoreo y Seguimiento de la Emergencia Sanitaria se sugirió mantener la alerta.

Tanto en los centros de salud municipal como en el Hospital Vicente Agüero y en las clínicas y sanatorios de esta zona, la atención a pacientes con patologías compatibles con gripe disminuyó drásticamente.
Esa baja se notó especialmente en la atención de niños donde la demanda de atención cayó hasta niveles por debajo de lo normal para esta época del año.
En el resto de los pacientes, se está volviendo a las estadísticas habituales para la semana epidemiológica de que se trata.
Todos coincidieron en que no hay evidencias científicas para sostener más restricciones en el funcionamiento de algunos locales de esparcimiento nocturno y, por tal motivo, dejaron librado al arbitrio de los municipios la posibilidad de que le levanten la veda a los boliches que no funcionaron en casi todo el mes.
De hecho, los municipios de Sinsacate y de Colonia Caroya flexibilizaron el decreto que estableció la emergencia sanitaria y permitieron la apertura este fin de semana de María Bonita y de El Establo.
La intención de los municipios donde la veda para la realización de eventos de concentración masiva de público fue mayor es que dichos negocios puedan retomar la actividad pero cumpliendo con todos los recaudos que hay que tener en materia sanitaria y de limpieza.
Si en algo coincidió la comunidad médica local fue en la necesidad de mantenerse alerta, más allá de que se pueda flexibilizar el permiso para que haya concentraciones masivas de personas.
Sobre todo porque el comportamiento de esta gripe es extraño, en el sentido de que durante las últimas dos semanas golpeó con dureza a los adultos y no a la franja etárea compuesta entre los 15 y los 35 años. De hecho, en estos momentos, las salas de internación están atiborradas de adultos y no de adolescentes y jóvenes.
También coincidieron los médicos en que no sería de extrañar que haya un rebrote cuando se reanude el ciclo lectivo en las escuelas. Para esa contingencia es que pidieron a las autoridades municipales que se mantengan en alerta.
Una cuestión que afloró en la reunión del pasado miércoles en la Municipalidad de Jesús María es la incidencia económica que la epidemia desató en el sistema. Así, por ejemplo, muchos de los centros de salud vieron incrementados sus insumos en un 35 por ciento o el consumo de oxígeno en un 100 por ciento en relación al mes anterior, sin contar la incorporación de personal y el pago de horas extras. Situación similar enfrentaron los municipios con al agravante de las bajas que la propia enfermedad generó en la atención al público.
Probablemente, la de esta semana fue la última reunión que mantuvo esta comisión de crisis respecto del avance de la gripe A H1N1 pero se acordó que van a seguir trabajando en otro tipo de políticas sanitarias y en el armado de campañas preventivas.
En tal sentido, auguraron un arduo trabajo de difusión cuando retorne el calor y vuelvan los mosquitos portadores del Dengue. Por el momento, se decidió la realización de al menos una reunión mensual.
El aprendizaje mayor en esta experiencia fue unificar criterios, compartir y socializar información, y trabajar para mantener a la comunidad sana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s