Barrio Los Nogales conmemoró el Día Mundial del Reciclaje recibiendo papel, cartón, vidrio y plástico. Lo recaudado por la venta de materiales reciclables se utiliza para la construcción de la sede del Centro Vecinal.

Desde hace cuatro años, barrio Los Nogales viene trabajando con el convencimiento de que hay que dejar el mundo un poco menos maltrecho de lo que lo recibimos. Trabajando para generar menos basura y para utilizar menos recursos naturales en la industria, sustituyéndolos por materiales “reciclados”.
Desde el centro vecinal, se fue contagiando esta idea al resto del barrio, aunque se trata de un trabajo hormiga que demorará bastante tiem-po hasta que se logre comprometer a todo el vecindario, particularmente por la gran cantidad de nuevos vecinos que tiene ese sector.
Con la mira puesta en la construcción de la sede vecinal -ya que cuentan con el terreno para hacerlo-, Los Nogales se puso a reciclar, a vender lo reciclado, y a utilizar los recursos de esa venta en la construcción del salón multiuso.
Antes de eso, fue necesario realizar el cerramiento del predio, y se lograron levantar las paredes perimetrales que faltaban y colocar el portón de acceso, además de limpiar el terreno y mantener el cesped cortito.
Este domingo 17, a nivel mundial se conmemora el Día del Reciclaje o del Reciclado y, con ese recuerdo en mente, el taller ecológico que pusieron en marcha los niños del barrio se abocará, desde las 10, a receptar todo el papel, cartón, vidrio, y plástico que los vecinos de la ciudad de Jesús María quieran acercar.
La tarea tendrá lugar en el predio del centro vecinal donde se expondrán algunos trabajos que los niños hicieron en el taller, que funciona todos los sábados de 16 a 18.

Por qué un Día Mundial
El objetivo de esta conmemoración es promover el consumo de artículos elaborados con materiales reciclados. El día fue instituido en Texas, en 1994, y en 1997 sé extendió al resto de los Estados Unidos.
Se pueden salvar grandes cantidades de recursos naturales no renovables cuando en los procesos de producción se utilizan materiales reciclados. Los recursos renovables disminuyen el consumo de energía.
Cuando se consuman menos combustibles fósiles, se generará menos CO2 y, por lo tanto, habrá menos lluvia ácida y se reducirá el efecto invernadero.
Desde el punto de vista financiero, se puede decir que el reciclaje puede generar muchos empleos ya que se necesita una gran fuerza laboral para recolectar los materiales aptos para el reciclaje y para su clasificación. Un buen proceso de reciclaje es capaz de generar ingresos.

¿Qué otra cosa podés hacer?
La celebración del Día Mundial del Reciclado, este año, coincide con el domingo, un día utilizado generalmente para el descanso, pero que también puede ser utilizado para contribuir con el ambiente, a través de la realización de algunas actividades que enumeramos a continuación.
* No utilices ninguna bolsa plástica.
* No consumas ningún alimento envasado.
* No fumes.
* No utilices servilletas de papel.
* Que tu baño (ducha) no sobrepase los 5 minutos.
* Consume alimentos frescos.
* Separa la basura.
* Haz compost.
* Planta una semilla.
* Haz alguna artesanía o manualidad con objetos reciclados
* No utilices el automóvil.
* No prendas la televisión.

Estas simples acciones llevadas a cabo por muchas personas tendrán un gran impacto en el ambiente y serán un bueno comienzo para una vida diaria que apoye al reciclaje.
Nuestra falta de responsabilidad social ha provocado que la Tierra se vea afectada por una serie de problemas, que incluyen el agotamiento irreversible de sus recursos naturales. Asimismo, la gran cantidad de desechos que se producen tanto en la industria como en la vida doméstica, también han contribuido al deterioro del ambiente y al de la salud de las personas.
Por esto, resulta primordial que nos informemos sobre el eficiente tratamiento de los residuos y desechos y que, al mismo tiempo, eduquemos a los más pequeños para que lo asuman como algo inherente a sus vidas.
“Un cambio sólo “desde arriba” no sirve para crear una sociedad verdaderamente alternativa, que sólo lo será si está formada por personas acostumbradas a pensar críticamente, a participar en lo colectivo, a vigilar al poder, a experimentar y crear otras maneras de vivir (trabajando, consumiendo, en las relaciones, en la salud, en la sexualidad…). Y todo esto no se aprende en dos días ni por decreto ley”, señala Toni Lodeiro en un tramo de su libro “Consumir menos, vivir mejor” que está disponible en versión digital en forma gratuita y que aporta valiosas reflexiones.